Twitter  Facebook  Mail
Buscador de Películas
VER LA CARTELERA DE CINE
VER LA CARTELERA DE TELEVISIÓN


INFORMACIÓN DE LOS CINES DE LA CIUDAD


  • Frankie
    de Ira Sachs

    Tres familias se enfrentan a una experiencia que amenaza con cambiar sus vidas p...
  • Cartero
    de Emiliano Serra

    Ambientada a fines de los 90, en pleno auge de las privatizaciones y del crecimi...
  • Dónde está Ella?
    de Guillaume Senez

    Mientras que Olivier, de 39 años, pone tanto esfuerzo como puede en su trabajo,...
  • Los Sonámbulos
    de Paula Hernández

    Una mujer madura y su hija de 14 años, sonámbula, en pleno despertar. Un matri...
EN CARTÉL | CARTELERA DE CINE
El baño del Papa

HACE TUS COMENTARIOS
LEE LA CRITICA DE ESTA PELICULA (clic para ampliar)
Por Luis Maria Fittipaldi

Que bueno es salir del cine sabiendo que uno acaba de ver un filme gratificante, y eso es lo que pasa cuando uno acaba de ver \"El baño del Papa\", termina de apreciar un cine original, simple, con sencillez de personajes, tan reales y queribles como pocos, que integran una historia que acontece en Melo, pueblo cercano a la frontera Uruguaya-Brasilera. Donde sus habitantes humildes pedalean cada día tras unas pocas monedas para sobrevivir, trabajando como \"bagayeros\" -llevan y traen mercaderías ínfimas como contrabando hormiga-, casi todos en bicicleta, unos pocos privilegiados en moto, a veces corriendo a campo traviesa, y otras soportando humillaciones de los polis fronterizos. Hasta que se anuncia -es en el año 1988- la llegada del Papa Juan Pablo II a Melo, y el pueblo todo querrá encontrar una salida mayor a sus angustias económicas. Vendrá gente hasta del Brasil, miles se anuncia, algunos empeñarán sus casita para comprar cerdos para fabricar chorizos, otros idearán posibles salvadas como la Beto : construir en la puerta de su casa, un excusado para aligerar a los fieles que visiten ese día el pueblo.
Con la ayuda imprescindible de su mujer y su hija -maravillosas ambas, dignas de su preciosa naturalidad-, pero pese a las controversias, borracheras, humillaciones, y hasta un patético entorno que parece surgir como una mueca burlona de esa visita sagrada que no conducirá a nada, nadie se salvará en el pueblo, pero Beto aprenderá, conocerá mejor gracias a todo lo frustrantemente cómico que le suceda, que a veces la vida da revancha a partir de las situaciones límites.
En este punto la peli se asemeja a aquella sobre la visita del presidente norteamericano al pueblito español: \"Bienvenido Mr. Marshall\" de García Berlanga; donde todos se preparaban para recibirlo, y finalmente pasaba el tren sin detenerse.

Pero \"EL baño del Papa\" es de origen charrúa, y uno piensa lo bueno, destacable, que ha visto del mismo origen: \"25 Watts\", \"El viaje al mar\" y la estupenda \"Whisky\", cine sencillo, mágico, muy bien hecho, un calco de lo que son como pueblo los orientales : queribles y tan buena gente, incluyendo sus murgas, caña, los choris de Cativelli, el chajá de Paysandú, Julio Sosa, Benedetti, Onetti, la Cinemateca uruguaya, Jaime Ross, Montevideo, sus costas, Pocitos, el chivito clásico,y hasta el culo de Claudia Fernández.
Aqui bien fotografiadas aparecen las sierras de Acegúa, y obvio acompañando imágenes la entrañable \"Camino de los quileros\", que alguna vez hizo famosa la voz de Jorge Cafrune.
Cine imprescindible, de eso se trata.